martes, 5 de junio de 2018

Sebastian Barry y su historia de amor gay



Continúa Mate con Strudel, programa de periodismo internacional donde tengo el placer de convidar literatura del mundo en Radio Sur 88.3, los jueves de 19:00 a 21:00.

Mi segundo convite fue la obra de Sebastian Barry, un autor irlandés de novela histórica que en 2015, en el marco del referendum por el matrimonio igualitario en su país, escribió una carta que de tan conmovedora no puedo evitar copiar:

"Como el más que orgulloso padre de una persona brillante que resulta ser un miembro de la comunidad LGBT, voy a votar sí en el próximo referéndum. He leído un poco en los periódicos sobre nuestra nueva sociedad más tolerante, y eso puede ser así, y por supuesto es un punto de vista único desde el cual votar, sí, pero no veo sea una cuestión de tolerancia, tanto como una disculpa. Disculpa por todo el odio, la violencia, la sospecha, la lástima, la ignorancia, el asesinato, la mutilación, la caza, la intimidación, el terror, la humillación, la disminución, la discriminación, la destrucción y sí, la intolerancia visitada por una parte de la humanidad por Dios sabe cuántos cientos de años, sino milenios. Mi hijo tendrá apenas 18 años cuando se emitan los votos y, por lo tanto, no puede votar por su cuenta. Al votar sí me comprometeré en la simple tarea de honrar la majestad, el resplandor y la promesa de su alma humana."

En un contexto donde una sociedad católica como la irlandesa hace una semana dijo sí al aborto, Sebastian Barry no sólo ofrece una disculpa sino que señala que "la historia del mundo homosexual aún no ha sido escrita" y arriba a esa afirmación con una ofrenda, Días sin final, libro inspirado en su hijo, donde cuenta la historia de un amor épico entre dos soldados.




sábado, 26 de mayo de 2018

Zadie Smith, una escritora con swing



Arrancó Mate con Strudel, un programa de periodismo internacional en Radio Sur, 88.3, que va los jueves de 19:00 a 21:00, donde tengo el placer de convidar bocados de literatura de todo el mundo. 

El primer convite fue Tiempos de Swing, de Zadie Smith, en un contexto internacional donde una mujer feminista y de origen afroamericano llegó a la familia real inglesa. ¿Ser famosa y casarse con un príncipe es un logro?, ¿es posible un feminismo liberal?, ¿es disruptiva una duquesa negra? Esas pueden ser tan sólo algunas preguntas; lo que me interesó fue preguntarme qué significa ser mestizo en Reino Unido hoy y por eso hablé sobre los libros de Zadie Smith, una autora de madre jamaiquina y padre inglés que hace ficción sobre raza, clase, y, -se lo proponga o no-, género. 

Acá el audio, minuto 41:10.




lunes, 4 de abril de 2016

FORMOSA, FINALISTA DEL PREMIO DE NOVELA LA BESTIA EQUILÁTERA


Formosa, primera novela de Anahí Pérez Pavez, finalista del premio La bestia equilátera/ Una brecha. Lo pongo así, en tercera persona, porque todavía no me lo creo. Estoy feliz de haber quedado seleccionada entre 800, junto a otras nueve. El jurado compuesto por Luis Chitarroni, Lucía Puenzo y Oliverio Coelho definirá en abril la obra ganadora. ¡Qué nervios!


Más info acá: http://www.unabrecha.com.ar/finalistas-del-premio-la-bestia-equilatera-de-novela/

sábado, 6 de junio de 2015

SOBRE LOS ANTIADHERENTES AL #NIUNAMENOS

Fui a la marcha del #Niunamenos sin haber seguido por TV los distintos recortes de los noticieros. Me llamó mi hermana y me dijo entre sollozos: “Esta es nuestra marcha. Tenemos que estar ahí”. Yo estaba trabajando, ocupada, asentí y le dije que hablábamos luego para coordinar.

Desde que comenzó a gestarse, a partir de la iniciativa de distintas periodistas en Twitter, me resultó una convocatoria apasionada. De ese tipo de fenómenos que suceden como reacción ante otros de alto impacto. Los sucesos de alto impacto en la opinión pública fueron crímenes. Asesinatos de chicas comunicados hasta la redundancia y el morbo.

Suelo considerar que más allá de cierta data dura que arroja incremento de los llamados femicidios;  los crímenes, violaciones, asesinatos y abusos son tan viejos como las múltiples vejaciones del hombre por el hombre. Para mí lo que incrementó es la visibilidad y el repudio social, porque lo que ha cambiado es el acceso a la información, la velocidad en la difusión y los límites de lo moralmente aceptable.

Hoy vivimos en un orden distinto al de hace cincuenta años. Vivimos en democracias trastocadas por una transición de entre eras. No hay acuerdo acerca de si la modernidad terminó o si la contemporaneidad responde a un orden nuevo. Más allá de eso Argentina en particular goza de libertades y de un empoderamiento social en el que el ciudadano se siente convocado a expresarse.

viernes, 26 de diciembre de 2014

Nada se opone a la noche, de Delphine de Vigan. Mi ficha de lectura.

Cuando me desperté no había aire en la habitación. Respiraba mi propio calor. A falta de acondicionado el turbo suele responder bien, pero por la baja presión y pese a las varias aberturas, no corría una sola corriente y el ventilador era puro acting. Abrí las cortinas y salí al balcón. El aire seguía sin moverse. Me lavé la cara y salí con los ojos como dos huevos a buscar comida para mi gata. Hacía horas, a las 2 am, había terminado Nada se opone a la noche.

No pensaba hacer esta ficha de lectura porque Delphine de Vigan me aportó mucha información para la novela que vengo escribiendo. No se trata de tener la torpe ambición de copiarla sino de que ¿Para qué mentir? Me sentí muy identificada en varios aspectos.

En Nada se opone a la noche la escritora francesa narra a la madre. Desde que la encuentra muerta y azul hasta que la despide de igual forma. En el medio: toda una vida y una manera de vivirla atravesada por un trauma que desencadenó una enfermedad mental. La mamá de Delphine era una mujer hermosa a la que la vida fue gastando con el uso. Fue objeto de manipulaciones desde pequeña por su extraordinaria belleza. Su ser rubio y callado le valió admiración y desdicha. Su bipolaridad ejerció una violencia de humores sobre sus hijas que las curtió al punto de vivir en estado de latencia. Pero la mamá de Delphine no era mala. Padecía y afectaba el devenir de los demás.

miércoles, 22 de octubre de 2014

Con las sombras del Che en la cara


De nenas disfrutábamos los veranos en el patio de baldosas color ajedrez. Regábamos imaginando shows televisivos. Las plantas eran la tribuna de pibes ruidosos y nosotras, conductoras al estilo Xuxa, las mojábamos con chorros de pintura incolora. Otro juego consistía en quemar corchos y dibujarnos barbas, para hacer una representación fiel de Fidel Castro y Ernesto Guevara, entrando en el follaje de Sierra Maestra. Dispuestas al combate, hablábamos a lo cubano y nos matábamos de risa. Esperábamos a papá así pintadas. Nuestro uniforme de batalla eran remeras XL con la foto de Korda. Nos las había comprado en un acto en Ferro, para usarlas de pijama. Queríamos contentarlo actuando. Él llegaba con la cabeza ocupada en otras cosas, ponía poca atención y entraba a comer. Yo me quedaba con las sombras del Che en la cara, con mi camarada al lado distrayéndose en otras cuestiones y con la mente tildada en los documentales de Página 30, sobre islas, balsas y héroes.

sábado, 19 de julio de 2014

Cronopios, famas, esperanzas: locura

Cortázar disfrazado de vampiro con G. M.  por S. Facio
Hace 20 años vino mi padre con un Página 12 bajo el brazo y un libro en el otro. Trajo a casa Historias de Cronopios y de Famas. Yo tendría ocho años, el libro 32. Fue el primero que leí de Julio, pasó mucho tiempo y leo sobre un concurso de relatos acerca del escritor. Habiéndolo estudiado hay que escribir algo. Se me ocurre confirmar mi hipótesis sobre las estructuras mentales y los personajes de Cortázar.

Sábado 19 de Julio. 2014. Mediodía. Releo las Historias, para no confundirme. Me vuelvo a reconocer cronopio con la misma insatisfacción con la que descubrí mi eneatipo de personalidad. Soy aficionada a la psicología. No me licencié en tal disciplina, ni creo hacerlo, pero me encanta.

Termino los textos cortos de Cortázar. ¿Por qué Julio, el amado escritor de las erres arrastradas que murió de sida por una transfusión contaminada, había tenido tan buen tino con sus historias? Porque sus personajes coinciden con los tipos humanos. ¿Es nuevo esto en la literatura? No. ¿Es de ayuda conocer los tipos de personalidad en la vida o para escribir guiones? Sí.